16
Dom, Dic

Irrumpen hombres armados en telesecundaria, someten a maestros y alumnos a quienes con machetes les cortan el pelo

Municipios
Typography

Minutos de terror y trauma de mujeres vejadas por los delincuentes que además despojaron de las pertenencias al personal de esa escuela 

Acapulco Gro., 20 de marzo del 2018.- En Acapulco, irrumpe grupo armado en tele secundaria en la colonia Frontera, somete a maestros y alumnos a quienes después de ponerle la pistola en cabeza los hincan y con machetes les cortan el pelo.

Son las ocho de la mañana con veinticinco minutos, cuatro hombres armados brincan el alambrado de la escuela Vicente Suarez, localizadas en el cinturón de miseria de este municipio y tras someter al personal docente los despojan de sus pertenencias.

Los alumnos se miran unos a otros aterrados, uno de ellos, les ordena a los alumnos que se hinquen en el suelo mientras les apunta en la cabeza con la pistola. Otros de los hombres con un machete y con tijeras podadoras sujetan el pelo largo de las mujeres estudiantes, que en ese momento esperan lo peor.

Tiemblan de miedo y otras más empiezan a llorar tras el temor de que les corten su cabeza. No se muevan, quédense quietas les dice otro de los masculinos armados. De pronto dos de ellos empiezan a despojar de sus carteras, celulares y otros objetos de valor a los maestros de esa telesecundaria.

De pronto, un hombre lleva el machete sobre la cabeza de una mujer y con su mano toma un mazo de cabello y sin más, le asesta una pasada que le quita de tajo su cabellera. Ella se queda muda y no sabe qué hacer en ese momento, sigue temblando mientras cierra sus ojos en medio del silencio en esa zona pobre y apartada de este puerto.

En la colonia Frontera, localizada en una zona muy apartada de este destino de playa, del otro lado de Ciudad Renacimiento, donde se acentúa los índices de violencia, estudiantes y maestros viven una situación de miedo y terror.

Una por una de las mujeres, sufren la vejación de los armados, que van cortando cabeza por cabeza de los 20 alumnos, su cabellera. Nadie sabe qué hacer en ese momento y el miedo se apodera de cada uno de ellos, mientras los delincuentes siguen con su tarea de llevarse todo lo de valor incluyendo el pelo en una bolsa de cada uno de los ahí presentes.

En unos 34 minutos, los cuatro hombres que arribaron al lugar en dos autos compactos, deciden dejarlos perplejos a todos y aprovechando que están bajo amenaza, salen uno a uno de los salones donde mantienen hincados tanto a los alumnos y maestros.

Se escucha el ruido del motor, los maestros adentro de las galeras empiezan a respirar profundamente y saben que los hombres armados se van de la escuela. Segundos después uno de los profesores asoma la cabeza y se asegura que se han ido.

Acto seguido, deciden suspender las clases y cerrar la escuela en tanto dan informes a las autoridades educativas sobre este hecho que ha consternado a la comunidad estudiantil de esa colonia pobre y apartada y empiezan a sacar a los alumnos.

En grupo van saliendo de la escuela y tan pronto como tocan el polvoriento suelo de sus calles ven como llegar a prisa a sus viviendas. El lugar está en lo escondido, rodeado de monte y una que otra vivienda de lámina de cartón y madera y en donde los habitantes de la zona al darse cuenta de lo ocurrido deciden guardan silencio.

En menos de 15 minutos, todos los alumnos se ponen a salvo con sus familias en el mismo lugar donde los cuatro hombres atacaron a los maestros y alumnos. Uno de los padres al ver que su hija sigue llorando y temblando porque la dejaron pelona, decide llevarle a otro lugar con su pariente.

Otra niña, se metió al interior de su humilde casa y en un rincón, sigue llorando y no quiere que nadie hable con ella ni tampoco quiere salir a la calle. Como ella hay otras jovencitas aterradas por la experiencia tan desagradable que vivieron.

Con mucha dificultad, el director del Portal de Noticias www.acapulcoaldesnudo.com, decidió ir al lugar y corroborar este lamentable acontecimiento en la que maestros y alumnos fueron víctima de la delincuencia.

Hasta el momento no se sabe si habrá clases mañana y si las autoridades enviarán seguridad a esa escuela, que según habitantes del lugar la han pedido, pero no les han respondido.