21
Jue, Jun

En Tixtlancingo, no se pueden enfermar fines de semana, ni lunes a viernes después de las dos de la tarde, porque te mueres... no hay quién te atienda

Municipios
Typography

Hay Centro de Salud, peo no hay medicamentos y no se pueden quejar porque el galeno está blindado advierten

Por: Clauss Matrus

Acapulco Gro., 20 de mayo del 2018 (Noticias Acapulco al Desnudol.com) En Tixtlancingo enfermarse después de las tres de la tarde o en fines de semana, es un pecado sobre todo si se trata de una emergencia porque la gente puede morir sin reclamarle a nadie. Habitantes de la zona, afirman que, en esa comunidad apartada perteneciente al municipio de Coyuca de Benítez, con una población de 3 mil 635 habitantes, cuentan con Centro de Salud, pero no cuenta con medicamentos desde hace ya varios meses y diabéticos tienen que ir hasta la cabecera municipal en busca de algún fármaco.

Con una tasa del 33 por ciento mayor de 12 años y con el 21 por ciento de población analfabeta, el problema que más lastima ahí es de salud, pues el médico del pueblo saliendo de su horario de trabajo ya no atiende a nadie. También trabajada de lunes a viernes y el fin de semana quien padece un mal grave puede morir por falta de medicamentos y porque no hay otro galeno que trabaje esos días. En una visita a esa localidad, encontramos malas referencias del facultativo; existe el caso de un mal diagnóstico que hizo a un menor que murió a consecuencia del Dengue Hemorrágico algo que nunca olvidarán sus padres y de otro joven a quién por no atenderle una herida de un dedo le cayó gangrena.

La mala disposición del médico no le perdonan, pero además eso tiene otro problema que consiste en “sentirse prepotente e intimidador” contra algunas mujeres e esa comunidad a quienes les ha dicho que de nada les sirve que se quejen o lo denuncien porque “están bien parado”, que nada le pueden hacer. Al escuchar las historias de campesinos, genera indignación por la manera de cómo se conduce el médico de nombre Nandín Pascasio, que más que nombre parece una maldición.

La pregunta que se puede hacer aquí es: ¿Sabrá Carlos de la Peña Pinto, que en ese poblado de la Sierra no hay medicinas y que los fines de semana las personas con enfermedades crónicas degenerativas se pueden morir porque no hay médicos los fines de semana? No se Justifica la actitud grosera del médico, al amenazar a mujeres con ponerles falta en los programas sociales del gobierno federal como el Prospera si lo llegan a denunciar ante las autoridades del Salud en el estado.

En Tixtlacingo además el problema de salud, tiene otros más; La construcción de una Unidad Deportiva, quedó abandonada y lo único que han hecho fue techar al menos dos canchas de uso múltiple y la de futbol de terracería sigue abandonada. La gente quiere que la empresa constructora que supuestamente iba hacer un parquecito en esa unidad deportiva explique si el gobierno de Coyuca entregó todos los recursos para esa inversión o se robaron el dinero.

Entre las promesas esta: La construcción de unos baños en la cancha de usos múltiples y reparar los pisos del cemento que ya tenían años que fueron edificadas. Y por si eso fuera poco, denunciaron que personal de la Comisión Federal de Electricidad introdujeron un sistema de postes de luz y alumbrado, pero hasta el momento no ha sido conectada, porque CFE quiere cobrarles a los beneficiados la cantidad de 70 mil pesos para ponerla en marcha.

El reclamo de afectados va en el sentido que antes de eso, la CFE les cobró al menos 350 pesos a cada uno y hasta el momento no han conectado el servicio, esto a pesar de que la unidad de esa paraestatal afectó una calle pavimentada por la propia población. En esa comunidad, existe el hartazgo, sobre todo porque político que va promete todo y a la mera hora se hacen hoyos de hormiga. Hasta la fecha siguen esperando las promesas de campaña, por esto ya no quieren saber de nadie.