27
Jue, Feb

Los homosexuales podrán obligar a curas y pastores a que los casen, pero ante la Ley de DIOS jamás: Julieta

Estados
Typography

“Estamos en contra de que parejas del mismo sexo adopten niños, porque estarían en condiciones vulnerables de violencia sexual”, advierte

Acapulco Gro., 29 de mayo del 2019(Noticias Acapulco al Desnudo.com) La presidenta del Frente Nacional por la Familia Guerrero, Julieta Fernández Márquez, advirtió que las parejas de homosexuales, podrán obligar a curas y pastores a que los unan en matrimonio, pero en la Ley de DIOS no se pueden casar.

Tajante en su declaraciones, la ex diputada sostuvo que, “no están a favor de que parejas del mismo sexo, adopten niños, porque esos menores estarían en condiciones de vulnerabilidad y violencia sexual”.

Sobre el tema, afirmó que, “los niños no son un derecho, sino sujetos de derechos. El matrimonio formado por una mujer y un hombre, es la única institución que puede estar abierta a la vida para constituir lazos consanguíneos,  entre las generaciones, algo que nunca sucederá con los mal llamados “matrimonios igualitarios”, dijo.

Insistió en que el futuro de la sociedad pasa por la familia. Por lo tanto los poderes públicos tienen la responsabilidad de protegerla, fortalecerla y vincularla al desarrollo  y progreso de la sociedad.

Firme en su postura, reconoció los derechos de las personas homosexuales como todo ciudadano. Pero enfatizó que las uniones del mismo sexo no se pueden equiparar con el matrimonio porque éste corresponde exclusivamente a un hombre y una mujer, y no lo digo, yo, sino que así lo estableció el Parlamento Europeo integrado por 47 países que forman el Pleno del Tribunal de Estrasburgo, afirmando que “no existe el derecho al matrimonio homosexual”.

Lo anterior, lo declaró ante medios de comunicación en un restaurante de la Costera, luego de que el pasado 15 de noviembre del 2018, el diputado Moisés Reyes Sandoval, del distrito 7 de Acapulco por Morena, presentara una iniciativa ante el Congreso de Guerrero, para equiparar la relación de personas del mismo sexo al matrimonio, misma que fue turnada a la Comisión de Justicia.