13
Jue, Ago

Las protestas en EE.UU. derivan en graves disturbios con un muerto y decenas de detenidos

Mundo
Typography

Solo en Seattle hubo al menos 25 arrestos y tres agentes heridos durante los enfrentamientos entre policías y manifestantes

(ABC) Las manifestaciones pacíficas y los disturbios violentos han tomado este fin de semana varias ciudades de EE.UU., en una reactivación de las protestas contra los abusos policiales. Habían perdido intensidad a principios de este mes y la han recuperado tras los choques de las últimas semanas en Portland (Oregón), entre activistas y agentes federales en enviados por la Administración de Donald Trump.

La violencia que se ha vivido en Portland se contagió a Seattle, después de que su gobernador, el demócrata Jay Inslee, avisara el viernes de que Trump había enviado fuerzas de seguridad federales a la ciudad. Inslee lo tomó como una provocación del presidente, «que tiene ganas de confrontación» y «quiere atención», y pidió que las protestas fueran pacíficas.

Las manifestaciones pacíficas y los disturbios violentos han tomado este fin de semana varias ciudades de EE.UU., en una reactivación de las protestas contra los abusos policiales. Habían perdido intensidad a principios de este mes y la han recuperado tras los choques de las últimas semanas en Portland (Oregón), entre activistas y agentes federales en enviados por la Administración de Donald Trump.

La violencia que se ha vivido en Portland se contagió a Seattle, después de que su gobernador, el demócrata Jay Inslee, avisara el viernes de que Trump había enviado fuerzas de seguridad federales a la ciudad. Inslee lo tomó como una provocación del presidente, «que tiene ganas de confrontación» y «quiere atención», y pidió que las protestas fueran pacíficas.

Pero la manifestación de Black Lives Matter, la más numerosa en el último mes en la ciudad, se radicalizó y acabó en disturbios violentos. Los manifestantes provocaron un incendio en un edificio en construcción que acogerá una cárcel juvenil, destrozaron la protección de una comisaría, que registró otro incendio, y lanzaron piedras, botellas y cohetes contra la policía. Los agentes respondieron con material antidisturbios y hubo 25 arrestos y tres policías heridos.

En Portland, la violencia entre manifestantes y agentes federales lleva instalada semanas y se repitió en la noche del sábado, cuando algunos radicales rompieron la valla protectora que rodea a los juzgados federales, uno de los objetivos principales de las protestas. La policía respondió con gas lacrimógeno.

La mayor tragedia se produjo en Austin, donde una persona resultó muerta en medio de una manifestación de Black Lives Matter. En un vídeo en directo compartido en Facebook, se puede ver una marcha pacífica en la ciudad de Texas. En un momento, se escucha la bocina de un coche varias veces y después ocho tiros. Al parecer, una persona disparó desde un coche a un manifestante. El sospechoso está detenido.

Rotura de ventanas y lanzamiento de botellas

Hubo más incidentes en las cuatro puntas del país: en Oakland (California), se produjo un incendio en un juzgado del condado de Alameda; en Louisville (Misuri), tres miembros de una milicia negra fueron heridos por disparos en una manifestación; en Chicago, manifestaciones y contra manifestaciones tuvieron roces en las inmediaciones de una estatua de Cristóbal Colón que ha sido retirada; en Los Ángeles, la policía respondió con material antidisturbios a un grupo de activistas que buscaban asaltar un juzgado federal; en Aurora (Colorado), un coche impactó una manifestación y un activista fue disparado en medio de protestas contra la injusticia racial.