11
Lun, Nov

Qué es el pez cabeza de serpiente, por qué sale del agua y por qué ha causado tanto miedo

Ciencia y tecnología
Typography

Tras la alarma en EE.UU., una investigación achaca los paseos terrestres de la especie a los cambios en la salinidad de los ríos

(ABC)El pez cabeza de serpiente del norte (Channa argus), un depredador de buen tamaño y aspecto terrible capaz de respirar fuera del agua y arrastrarse por tierra durante 20 horas, saltaba a la fama a principios de este mes después de haber sido descubierto en un estanque de Georgia (EE.UU.). «Mátalo de inmediato y congélalo. Recuerda que puede sobrevivir fuera del agua», aconsejaban las autoridades. El pez ya había sido visto en quince estados. Pese a lo alarmante que parece la recomendación y pese a sus dientes afilados, estos peces no hacen daño al ser humano. Sin embargo, sí son una especie invasora muy voraz que puede acabar con la pequeña fauna nativa compuesta por peces, ranas y cangrejos de río, destruyendo la frágil red alimentaria de algunos hábitats.

Pero, ¿por qué este pez está saliendo del agua? En un nuevo estudio publicado en la revista revisada por pares «Integrative Organismal Biology», el investigador Noah Bressman, de la Universidad Wake Forest, apunta a que son las condiciones de los ríos son las culpables. El pez más grande que se mueve por tierra huye del agua que es demasiado ácida, salada o alta en dióxido de carbono, una información que puede ser importante para el manejo de la especie.

Bressman también observó que el pez se movía de una manera nunca vista en otro pez anfibio: realiza movimientos de remo casi simultáneos con sus aletas pectorales mientras mueve su aleta axial hacia adelante y hacia atrás. Estos movimientos combinados podrían ayudarle a desplazarse a través de superficies irregulares como la hierba.

«Los cabeza de serpiente se mueven más rápido y erráticamente de lo que se creía», afirma el investigador. «Los que estudiamos se movieron súper rápido en superficies rugosas como el césped, y creemos que usan sus aletas pectorales para empujar estas superficies tridimensionales».

Originaria de Asia, esta especie se encontró por primera vez en los Estados Unidos en 2002, en un estanque de Maryland. Desde entonces, ha sido descubierta en el río Potomac, Florida, Nueva York, Filadelfia, Massachusetts, California y Carolina del Norte.

Hasta 70 centímetros

Bressman estudió las poblaciones en Maryland, donde el pez se considera una amenaza para la cuenca de la Bahía de Chesapeake. El Departamento de Recursos Naturales de Maryland recolectó cabezas de serpiente mediante la electropesca en afluentes del río Potomac y zanjas de drenaje adyacentes. Los peces, que variaban en tamaño de aproximadamente dos centímetros y medio a casi 70 centímetros, nadaban en aguas en malas condiciones, incluida alta salinidad, alta acidez, estancamiento, hacinamiento, altas temperaturas, contaminación y poca luz. El pez toleró todas las condiciones excepto la alta salinidad y la acidez, y el agua estancada con demasiado dióxido de carbono.

Aunque no está claro con qué frecuencia los cabezas de serpiente dejan el agua voluntariamente y cruzan la tierra para invadir otras vías fluviales, Bressman cree que estos hallazgos pueden ayudar a las agencias de recursos naturales a contener a los peces.

«Cuando se descubrieron cabezas de serpiente en tierra, causó mucho miedo porque no se sabía mucho sobre ellos», dice. «Claro, pueden moverse bastante rápido en tierra y tienen dientes afilados. Pero pueden ser superadoss fácilmente y no le harán daño a usted, ni a sus hijos ni a sus mascotas», asegura. El auténtico problema es para las ranas.