02
Lun, Ago

ROLAND GARROS ... Honrosa derrota de Alcaraz y con lección de futuro

Deportes
Typography

El español cae ante Struff por 6-4, 7-6 (2) y 6-2 en dos horas y 16 minutos, pero se va con muy buena imagen y aprendizajes

Entró con muchos 'a ver, a ver' y se marcha Carlos Alcaraz como una confirmación de presente. Tremendo competidor el murciano, apeado en la tercera ronda de Roland Garros, pero impulsado después de firmar tres partidos de previa y tres de cuadro final con muy buenas formas y mejores aprendizajes.

Ha dejado huella en París, espoleado por la grada francesa porque mostró tenis de postín, frescura y un estilo propio que lo convirtieron pronto en favorito. En su segundo cuadro final de un Grand Slam ha madurado con el paso de los partidos, sin ceder ni un set en los partidos de clasificación, con garra para deshacerse de Zapata en cuatro sets, imponente ante Basilashvili y con arrojo contra Struff (6-4, 7-6 (2) y 6-2), al que le salió, por otra parte, un partido enterisimo.

 

 

Nadal - Norrie en directo

 

Al pupilo de Juan Carlos Ferrero le faltan, como no podía ser de otra manera, kilómetros y presencia en los torneos a cinco sets. Pero se lleva una lección de vida ante Struff y una derrota con honores porque tuvo sus opciones en los dos primeros parciales.

 

Se le veía poderoso al alemán, con un super saque y una derecha con la que acribilló al español empujándolo hacia muy lejos de la pista. Pero Alcaraz entendió, quizá tarde, pero no para su carrera, que debía hacer uso de su excelente manera de mover alturas. Se había atascado jugando a la par que el alemán, con demasiada potencia, y los errores lo condenaron a un 1-5 algo desproporcionado. Y con las alturas, menos velocidad pero más variación, el murciano demostró que también está hecho de una mentalidad ganadora aun cuando todo parece muy en contra. Remontó hasta el 5-4, camino dificilísimo, que se quedó sin meta porque Struff recuperó esa potencia al saque con la que es imposible discutir.

Pero Alcaraz había encontrado una buena manera de mermar la velocidad del alemán y situarse dentro de la pista. Mucho más entero y convencido, sin tantas prisas, el partido se igualó. Aumentó el nivel de ambos y con tanto empuje se le vio al español que disfrutó de una bola de set, arropado por Ferrero en la banda y por una afición que agradeció el esfuerzo.

Pero otro buen servicio del alemán frustró el intento de empatar el encuentro. Y con el agua al cuello, Struff se mostró imbatible en los siguientes puntos: ganó su saque y solo se dejó dos puntos en el tie break.

Con toda esa ventaja en el marcador, no fue extraño que el 42 del mundo, 31 años, volara en el tercer capítulo, disparado por una derecha que es un obús y por esos servicios descomunales de más de 200 kilómetros por hora de media: ganó el más del 80 % de los puntos que empezaban con su primer saque. Le sirvieron para llegar al 5-1 y tener la opción de amarrar el encuentro y los octavos de final. Pero también le pesó el vértigo de la victoria. Alcaraz lo enredó con su potencia, esa que le sale sin pensar y en un segundo. Y se ganó un nuevo juego para seguir aprendiendo a manejar los grandes torneos, a los veteranos y los mejores escenarios.

Pero las fuerzas ya no aguantaron con su propio saque y es el alemán el que se enfrentará a Diego Schwartzman en los octavos de final de Roland Garros. Ovación, aplauso y felicitación de Struff a Alcaraz, que se marcha de París ya no como una promesa sino como una confirmación. Con 18 años y un mes.