20
Jue, Jun

Respaldan vecinos del Barrio de Manzanillo, restauranteros y CANACO al gobernador Héctor Astudillo por el rescate de una playa

Estados
Typography

Playa Manzanillo, fue de ser un muladar, fuente de contaminación a un rincón paradisíaco 

 

Acapulco Gro., 25 de febrero del 2019( Noticias Acapulco al Desnudo.com) Habitantes del Barrio de Manzanillo y la Cámara Nacional de Comercio y Servicios Turísticos(CANACO) respaldaron la decisión del gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo Flores, por rescatar una maravillosa playa que estaba convertida en un muladar y fuente de contaminación. 

En conferencia de prensa, en las oficinas de la CANACO, Alejandro Martínez Sidney, dirigente estatal de esa cámara de comercio, afirmó que el asunto del rescate de la playa Manzanillo, fue acertado por parte del jefe del ejecutivo estatal, pues ya era un problema social y ambiental, porque era una zona altamente contaminada.

Para el dirigente de la CANACO, la respuesta del mandatario fue aplaudida no solamente por los vecinos del barrio, sino también de los restauranteros y socios de la cámara de comercio, pues se está ante una acción, en la que se está “rescatando una playa, de las muchas que se han ido perdiendo en el país, pero además de retirar una fuente de contaminación en un destino turístico mundialmente conocido.

Por su parte en su participación el empresario Javier Saldivar, sostuvo que si bien es cierto, que la limpieza de la zona, era más que necesaria, también es bueno que el gobernador de alternativas a los pocos trabajadores que vivían de la reparación de lanchas en el Astillero.

“Son gente que trabaja, no se le puede dejar en el abandono”, insistió. Luego mencionó que el gobernador de Guerrero, debe establecer una mesa de negociación con los auténticos trabajadores y brindarles otras opciones de manera que se atiende un problema, pero también su consecuencia.

En la mesa de la conferencia de prensa, también estuvo presente el biólogo 

Efrén García Villalvazo  quien demás de ser vecino del barrio, -dijo- que desde 1934 la gente empezó a fundar Manzanillo, que en ese entonces, la playa era un pequeño paraíso, donde medio mundo se podía bañar en sus cálidas aguas.

El vecino del lugar, afirmó que,  se le permitió la entrada a gente que “vino de fuera”, hacer negocios con la reparación de las lanchas en un espacio de la playa, donde se edificó el Astillero. Poco a poco, se fueron extendiendo a todo lo largo y ancho de la franja de arena, hasta que se apoderaron de toda la playa, ante la omisión de las autoridades tanto del municipio, como del estado y la federación.

En su narrativa, indicó que pasaron los años, y no solamente se habían apropiado de toda la playa, sino que ahora los accesos a ella y áreas de estacionamiento, también fueron tapizadas de puestos y restaurantes, sin ninguna autoridad lo evitara.

Sobre este tema, también señaló que el llamado “Paseo del Pescador”, de igual manera estaba ya totalmente obstruido por embarcaciones viejas y abandonadas. Por eso agradecieron al gobierno del estado, su valiosa intervención para poder limpiar la playa y sus alrededores, sacando toda la contaminación que había en ese Astillero.

Y es que según el empresario Javier Saldivar, la CANACO ha solicitado a las autoridades de los tres niveles de gobierno, el “ordenamiento de la zona marítima terrestre y terrenos ganados al mar” así como el rescate de algunas playas como la de Manzanillo.

 En voz e los vecinos del barrio de Manzanillo, expresaron su preocupación porque desde el año 2005 han pedido el rescate de la playa, así como retirar de la franja de arena, embarcaciones que llevaban año en el abandono y permitían el libre tránsito, demás de la contaminación de la zona.

Finalmente, el dirigente estatal de la CANACO, Martínez Sidney, afirmó que las autoridades, deben hacer respetar las leyes, reglamentos y normas ambientales en un lugar como la playa Manzanillo,  dejándola libre de contaminación y que  quién no quiera acatar esto, tendrá que enfrentarse con las autoridades encargadas de poner orden.

Habitantes del barrio, sostienen que una vez liberada la playa, se convertirá en una de las más visitadas, porque no tiene fuerte oleaje y está a unas cuadras del zócalo del puerto.